En estas actuaciones, 2AGRO, intermedia entre los intereses de las Compañías aseguradoras y la de los Afectados. Puesto que todo es susceptible de asegurarse, todo también lo es de sufrir siniestro:

  • Incendios de todo tipo, sean forestales, agrícolas o industriales, y por cualquier causa, desde fuegos intencionados (lo que técnicamente se conoce como arsonismo), a los incendios derivados de actos de negligencia o imprudencia (por ejemplo, las quemas incontroladas de rastrojos o maleza), o los provocados por fenómenos eléctricos (sea por cortocircuito o sobretensión), o los que se producen por auto-combustión (relativamente habituales en pajares o almiares de forraje) y muchos otros.
  • Actos de vandalismo y todo tipo de sustracciones, caso de robos, hurtos, expoliación, …
  • Lluvia, viento, pedrisco y nieve, así como las consecuencias que dichos fenómenos meteorológicos adversos puedan causar, tales como inundaciones, humedades, etc.
  • Muerte de ganado y animales domésticos, así como el sacrificio necesario, humanitario y/o económico de los mismos para evitar sufrimientos innecesarios o males mayores.
  • Averias en la maquinaria, por errores humanos, vicios ocultos, auto-combustión o funcionamiento anormal.
  • Reclamaciones de responsabilidad civil, sea la derivada de la normal explotación del negocio, de la utilización de maquinaria o de la tenencia y explotación de ganado y animales domésticos.
  • Perjuicio consecutivo o pérdida de beneficios derivados de alguno de los siniestros anteriores.

En todo encargo de trabajo, 2AGRO se pronuncia, mediante peritación o informe técnico, sobre los hechos y circunstancias que concurren en un siniestro, las causas que lo produjeron, la cobertura o la exclusión del mismo en base a las condiciones de la póliza contratada y la tasación pormenorizada de los daños y perjuicios ocasionados. Finalmente, se traslada una propuesta justificada de la indemnización que procede en cada caso, acompañando al Informe técnica toda la documentación acreditativa (fotografías, certificados, facturas, etc.) que se considere relevante.

A menudo, el encargo no se limita a la visita de inspección y al posterior Informe de valoración, sino que suelen añadirse labores de asesoramiento, sea en materia de prevención de riegos, minoración de los daños, mejora de la póliza de seguros,…

En las valoraciones o tasaciones de daños, resulta fundamental garantizar los valores claves de neutralidad, objetividad y profesionalidad. Por ello, cobra especial importancia contar con un equipo humano como el de 2AGRO, con amplia experiencia y grado de especialización en este tipo de labor pericial.

También resulta relevante contar con un amplio despliegue territorial, que permite abordar una visita de inspección a las pocas horas de haberse formalizado el encargo de actuación. Llegar a tiempo facilita sin duda el buen desarrollo de las tareas periciales que después se deberán practicar.